Joréate cuenta con un guía de excepción. Nuestra particular mascota conoce muy bien Aragón. Este joven dragón lleva más de 21 años recorriendo estas tierras. En todo este tiempo ha acumulado experiencia suficiente para podernos mostrar muchos rincones y lugares con encanto. En su mochila acumula muchos kilómetros de coche, de bicicleta y también andando.

Todo empezó un día en el que se propuso salir de su guarida y comenzar a conocer la tierra en la que su antepasado dejó una huella histórica al ser derrotado por San Jorge. Pensó en que podría recorrer Aragón en sus ratos libres con el objetivo de conocer todos sus pueblos. A medida que iba viajando fue fotografiando todo lo que iba viendo. Y también tuvo que buscar información en bibliotecas, y más tarde en internet, para poder completar mejor sus visitas. Todo este trabajo lo fue archivando y fue el origen de su primer proyecto: RUTAS POR ARAGÓN. Hace poco tiempo, cuando ya llevaba 17 años recorriendo esta tierra culminó su primer reto. Con la visita a Estopiñán del Castillo (comarca de la Ribagorza) cumplió con este ambicioso objetivo. Pero nuestro dragón no se detuvo y continuó viajando para conocer también los pueblos deshabitados, donde hasta hace unas décadas todavía había vida. También cumplió este reto de conocer los 190 despoblados con los que contaba en su lista, tras haber invertido veinte años de andadura total. El último de ellos fue Moriello de Sampietro, donde tuvo la alegría de conocer una pareja que volvía a revivir este precioso enclave del Sobrarbe. El resultado a día de hoy son 18.500 fotos y 2.200 páginas de texto. Y tras recorrer toda la geografía aragonesa ha completado el trabajo realizando 147 rutas por Aragón. Pero todavía le quedan mucho por conocer de esta tierra: ermitas escondidas, castillos encumbrados, pequeños paseos, edificios en algunos pueblos, museos, etc.

El proyecto poco a poco estaba llegando a su final, pero Chorche no quería que llegase este día. Hasta ahora todo este trabajo sólo lo conocía él y llevaba tiempo pensando en cómo divulgarlo. Sus amigos le decían: “Tendrías que publicar un libro con todo este material”. Pero él pensaba que sería aburrido y más que un libro debería ser un enciclopedia. Así que pensó en divulgar sólo aquello que le podía interesar a la gente, lo menos conocido pero que consideraba que podría sorprender a nuevos visitantes. Y se le ocurrió hacer una web. Allí colgaría propuestas para que la gente pudiese disfrutar de rincones de Aragón poco conocidos, pero de gran belleza. Lugares que no frecuentaban muchos turistas, pero que tenían gran valor arquitectónico y paisajístico. Este nuevo proyecto lo ha llamado JORÉATE POR ARAGÓN. Una manera fácil y práctica para invitar a la gente a descubrir Aragón y sus encantos, muchos de ellos desconocidos para buena parte de los visitantes. Y de esta manera ya tiene una excusa para continuar viajando por Aragón, en busca de nuevos rincones que todavía no conoce, y que pueda compartir con todos aquellos que quieran conocer mejor esta tierra que no deja nunca de sorprender.

dragonchorche